lunes, 6 de junio de 2016

Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu

Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne". Gálatas 5:17
En el corazón de cada creyente hay una lucha constante entre la vieja naturaleza y la nueva. La vieja naturaleza es muy activo, y no pierde oportunidad de que maneja todas las armas de su arsenal mortífero contra la gracia del recién nacido; mientras que por otro lado, la nueva naturaleza es siempre al acecho para resistir y destruir a su enemigo. La gracia dentro de nosotros dará empleo a la oración y la fe y la esperanza, y el amor, para echar fuera el mal; se necesita a él "toda la armadura de Dios", y lucha fervientemente. Estas dos naturalezas opuestas nunca dejará de luchar por lo que mientras estemos en este mundo. La batalla de "cristiano" por "Apollyon" duró tres horas, pero la batalla del cristiano con él duró todo el camino desde la puerta peatonal incorporada al río Jordán. El enemigo está arraigado tan firmemente dentro de nosotros que nunca puede salir, mientras estamos en este cuerpo: pero aunque estamos estrechamente acosados, ya menudo en dolor de conflicto, tenemos un ayudante Todopoderoso, a Jesús, el Capitán de nuestra salvación, que está siempre con nosotros, y que nos asegura que seremos finalmente saldrán más que vencedores por medio de él. Con esa ayuda la naturaleza nacida de nuevo es más que un rival para sus enemigos. ¿Está usted luchando con el adversario de hoy? ¿Son Satanás, el mundo y la carne, todo en tu contra? No te desanimes ni desmayes. Luchando! Porque Dios mismo es contigo; Jehová Nissi es su bandera, y Jehová Rapha es el sanador de las heridas. No temas, que los vencerá, porque ¿quién puede derrotar a la Omnipotencia? Luchando, "los ojos en Jesús;" y aunque larga y severa sea el conflicto, dulce será la victoria, y gloriosa la recompensa prometida. "Viento en popa continuar; Wrestle, y luchar, y orad, para la banda de rodadura de todos los poderes de las tinieblas hacia abajo, y ganar el día bien reñida".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada